volver a nacer

Sentido del sufrimiento y del dolor. El valor positivo de la enfermedad

Carta de un padre. Su hija comenzó con una anorexia y…lleva 17 años postrada.

Posted by jorgellop en febrero 15, 2009

         doble-corazon1

«La noticia y la polémica desatada en Italia, con la enfermedad de la joven Eluana Englaro, me ha inducido a escribirle estas líneas. Adelanto que es sólo la opinión de un padre. No pretende polemizar ni menos dogmatizar sobre un tema delicado (quizá de conciencia), y respeto todas las decisiones familiares posibles. Tampoco quiero parangonar el caso de nuestra hija con ningún otro: ni todos los comas son iguales ni siquiera todas las gripes.

 

        El coma de mi hija proviene de una enfermedad eminentemente social, una anorexia, que comenzó a los 15 años (5 años peregrinando por distintas clínicas) y que desembocó en tragedia. Lleva así 17 años; hoy ya tiene 37. No ve, no habla y se mantiene con una sonda nasal. Ha conservado parte de sus sentidos: oye música, la tranquiliza y le gusta. Huele el tomillo y la mejorama, que yo traigo del monte y deshecha los olores fuertes, como la piel de mandarina.

      Tiene tacto y le gusta que la besemos, que juntemos nuestras caras con la suya y se establezca un flujo de calorcito; que rasquemos con suavidad su cabeza y peinemos su brillante pelo castaño. Le gusta oír nuestras voces a su alrededor, y vuelve sus brillantes ojos negros hacia las mismas. No le gusta sentirse sola. Eso lo sabemos seguro; pero no sabemos más, ni tampoco los neurólogos.

 

        Nuestra economía nos ha permitido hasta ahora cuidarla en casa, sobre todo con la ayuda de su hermana, que la adora. Hace unos meses iniciamos expediente para acogernos a la Ley de Dependencia, hasta ahora sin resultados.

 

Ser felices         Le hacemos gimnasia, la sentamos en una silla de ruedas, la sacamos para que tome aire cuando el tiempo es bueno. Pero el caso de Eluana Englaro nos ha conmovido.

 

        Nuestra familia jamás le quitaría la sonda a Paula y solo de pensarlo se nos ponen los pelos de punta. No estoy hablando de religión ni de conciencia; estoy hablando de AMOR.

       Nuestra hija es la reina de la casa; la queremos con delirio, le cantamos villancicos en Navidad y le damos unas gotitas de champán. Este año un puñado de nieve recién recogida, para que sienta el frió en sus manos. Hemos tenido que prescindir de muchas cosas, pero ya no queremos recuperarlas, y menos a costa de nuestra «chiquilla».

 

    Nos ha enseñado a ser felices con menos.

 

    Con mi respeto para todos».

 

        Juan Antonio T. M.

Anuncios

6 comentarios to “Carta de un padre. Su hija comenzó con una anorexia y…lleva 17 años postrada.”

  1. isabel said

    en silencia y con mucha atencion he leido tu carta me siento levemente identificada mi hija de 14 años esta transitando esta enfermedad emocional y social, esta en tratamiento pero es muy lento y depende mucho de ella.- los comprendo como padres yo procederia igual que ustedes con amor se llega a lo inimaginable.- besos y cariños maria isabel

  2. yesenia c.l. said

    ps q bueno q esten unidos y bienespero que se mejore se q esa emfermedad es muy lenta nunca lo he tenido pero les comprendo en la situacion les felicito

  3. diana acosta said

    Dios los bendecira por lo que hacen con Eluana y tambié únanse mas a Dios en oración para que cada día los llene de fortaleza y les de un amor inagotable para Eluana. DIOS NOS AMA MUCHO. De eso estoy muy segura

  4. maite said

    hola ,yo tengo una niña de 14 años con anorexia y es muy dificil llevarlo ,todos los dias lloro ,ahora tiene un 71 de discapacidad ,por culpa de la anorexia ahora tiene fibromialgia y osteosporasis ,la tengo ingresada en el niño jesus desde hace tres meses y 11 dias cuento dias ,segundos,un saludo…

  5. cecilia said

    Dios mio es terrible tener q pasar por esos momentos, mi hijo de 12 años estuvo en el mismo camino pero mi Dios es grande y ahora se recupera poco a poco, es increible una emocion super inmensa invade mi ser el verle nuevamente comer, el recuperarse poco a poco y más que todo su fuerza de voluntad para volver a ser el mismo, nunca me cansaré de agradecer a Dios por ese milagro. De todos modos debemos instruir a nuestros hijos que no hagan sentir mal a los demás niños o asdolescentes que los rodean x q son ellos los que indirectamente hacen q los más debiles por ser aceptados en un determinado grupo comiences con este tipo de prácticas empezando con las famosas dietas.

    Bendiciones

    • maite said

      por desgracia esa maldita enfermedad la tengo en casa ,unos dias lloro porque mi hija no come y otros dias rio porque se metio una cucharada ha la boca,no se lo deseo ni ha mi peor enemigo,espero que su hijo se recupere ,yo llevo 11 años con esta maldita enfermedad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: