volver a nacer

Sentido del sufrimiento y del dolor. El valor positivo de la enfermedad

Luces, sombras

Posted by jorgellop en mayo 11, 2015

Leo unas palabras de Pablo D´Ors que me han gustado:

A Dios, por lo general, acudimos cuando en nuestra vida es de noche, es decir, cuando comprendemos que le necesitamos.

Cuando es de día, en cambio, son tantas las luces que nos deslumbran que es fácil olvidarse de su luz. Al igual que al final de cualquier túnel, por largo y oscuro que sea, hay siempre una luz, en el más profundo de nuestras noches brilla siempre una llama.

Esa llama es Dios, que nos espera en el corazón de nuestras tinieblas.

La felicidad del hombre en este mundo depende de su conexión con su fuente interior,  lo que los cristianos llamamos Espíritu Santo.

Sólo esa Fuente puede saciar el corazón humano. El resto de las alegrías son pasajeras, fugaces, efímeras.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: